Ferrari SF90 Spider

¿Qué es mejor que un hiperauto italiano con 986 caballos de potencia? Fácil: un híperauto italiano con 985 caballos de potencia y la posibilidad de manejar sin techo. Supongo que ese fue el razonamiento que dio origen al nuevo SF90 Spider, una versión convertible del Ferrari de calle más rápido en girar por el circuito de Fiorano. Eso sí, la tarea para los ingenieros de Maranello no estuvo nada fácil pues diseñar un convertible requiere resolver importantes problemas tanto estéticos como técnicos. Y no solo los solucionaron, sino que fueron más allá del deber y desarrollaron una paquete opcional todavía más extremo.

Como el coupé, solo que mejor

Hay dos desafíos principales a la hora de transformar un coupé en un convertible: las proporciones y el peso. Remover el techo cambia radicalmente la línea, las proporciones y la rigidez estructural de un carro y esto es doblemente cierto si hablamos de convertibles con techo duro retráctil porque en algún lado hay que esconder ese techo. Ferrari se precia de haber desarrollado una arquitectura de techo duro retráctil tan compacta que solo necesita 100 litros de volumen y tan liviana que solo representa una diferencia de 70 kilogramos respecto al SF90 Stradale de techo fijo. Además, es tan simple que su operación requiere apenas 14 segundos.

Esto también permite al Ferrari SF90 Spider mantiene una impresionante relación peso potencia de 1,7 kg/HP gracias, en buena medida, a su potente motor. Hablamos de un V8 de 3.990 cc alimentado por dos turbos y complementado por un sistema híbrido que utiliza dos motores en el eje delantero y uno en el trasero. Las cifras son las mismas que en el SF90 Stradale, una excelente noticia que se traduce en 769 HP del motor a gasolina más 217 HP del sistema eléctrico. Y, por extraño que suene, estamos hablando de un híbrido enchufable que es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 2,5 segundos y de transitar hasta 25 km en modo cero emisiones.

Configurado para Fiorano

Pasemos ahora a la versión más extrema que mencioné anteriormente, el SF90 Spider Assetto Fiorano. Como su nombre indica, fue desarrollada en el legendario trazado de Fiorano y su rendimiento podría incluso superar al del SF90 Stradale. Para empezar, pesa 70 kg menos que la versión Spider y 21 kg menos que la versión coupé. Ferrari logró esto remplazando varias piezas en el chasís y la carrocería por elementos en fibra de carbono y titanio. No hay un aumento en potencia, pero sí la adopción de un sistema de suspensión optimizado para uso en pista y derivado de la experiencia de Ferrari en competencias GT.

Finalmente, para sacarle el máximo provecho a esa relación peso/potencia, encontramos llantas Pilot Sport Cup 2 desarrolladas conjuntamente por Ferrari y Michelin. El Assetto Fiorano también hace gala de una decoración exclusiva que hace referencia a su vocación pistera y que complementa a la perfección ese alerón trasero en fibra de carbono. Las entregas están proyectadas para mediados de 2021 y los precios arrancarán en 473.000 euros, aunque se desconoce el costo del paquete opcional Assetto Fiorano. Nada barato, pero una ganga considerando que hay que pagar más del doble por un LaFerrari Aperta que es más lento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here