Las motos más rápidas del mundo ciertamente merecen el BMW más rápido producido hasta ahora y ese es el M8 MotoGP Safety Car.

Un desarrollo para las carreras de alto nivel

El fabricante bávaro lleva siendo el vehículo oficial de seguridad de esta competencia desde 1999 y para su entrega número 20 llega con un motor 4.4 V8 biturbo, que cuenta con 625 caballos de potencia y 750 Nm de torque. Dirigido por una caja Steptronic de 8 relaciones y con tracción integral M xDrive. Tenemos que sobresalir su increíble tiempo de 0-100 de 3.2 segundos.

El M8 sigue sorprendiendo desde que surgió en la primera parte del año hasta este momento con innovaciones en cada una de sus variantes. Particularmente este fue desarrollado en conjunto con el M8 Competition y el M8 GTE (actualmente usado en las carreras de duración).

En su interior también cuenta con mejoras sustanciales: jaula antivuelco, extintor, asientos RECARO de competición, y un volante con levas. En su exterior, tiene parrilla, retrovisores, cubierta de motor y salidas de escape en carbono. Adicional a esto, las distintivas luces auxiliares. 

Una flota con un legado extenso

Este M8 se añade a la flota de seguridad que actualmente tiene BMW para el MotoGP, en los que está un M2, M3, M4, M5 y M6 como Safety Car, una X5M como Medical Car y una S1000RR. Por 20 años el fabricante alemán ha suplido con vehículos de seguridad para las carreras, por los que han pasado autos icónicos como el Z1, Z4 y 1M Coupe.

Realmente es un vehículo digno de una competición de tan alto calibre como lo es el MotoGP, incluso el mismo BMW declara: «Es bastante inusual que la división M de BMW envíe un auto de tan alto rendimiento a la pista de carreras y no compita por un lugar. Sin embargo, es muy divertido ser parte de MotoGP».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here