Renegade Compass 4xe

Jeep no quiso quedarse al margen de la moda de la electrificación y presentó a las Renegade y Compass 4xe con tecnología plug-in hybrid. Aunque ya había debutado el año pasado una versión híbrida del Renegade, ahora las Jeep Renegade y Compass 4xe son modelos hechos y derechos. Además de su propia nomenclatura, traen un evolucionado sistema de tracción eAWD que mantiene sus capacidades todoterreno, incluso hay una versión firmada con la insignia Trailhawk y ese emblema no lo trae cualquier vehículo.

Estrenándose en la moda electro

Hay dos opciones de motorización para estos modelos: una para la versión Limited y otra para las versiones S y Trailhawk. La versión Limited trae un motor de 4 cilindros y 1,3 litros que, junto a su motor eléctrico, genera 130 HP y 270 Nm de torque al eje delantero. Un segundo motor eléctrico está puesto en el eje trasero y produce 60 HP y 250 Nm adicionales. Entre los 2 erogan 190 HP y 520 Nm de torque, nada mal para un híbrido. Las versiones S y Trailhawk aumentan la potencia del motor a gasolina hasta los 180 HP dejando las demás cifras idénticas. Su potencia final es de 240 HP y los mismos 520 Nm de torque. Todas tres versiones vienen equipadas con una caja de cambios automática de 6 marchas.

A diferencia de lo que muchos podrían pensar, el hecho de ser plug-in hybrid no les quita capacidades, sino todo lo contrario. El Jeep Compass Trailhawk de la generación pasada generaba 180 HP con un motor TigerShark de 2.4 litros. Ahora el motor MultiAir presente en la Renegade y la Compass 4xe genera esa misma potencia y más torque con menos desplazamiento, eso sin contar la asistencia del segundo motor eléctrico. Otro ejemplo donde la electrificación resulta en mayor desempeño.

Todoterrenos de alta tecnología

El sistema de tracción eAWD es similar al que equipa el Toyota RAV 4 o la Suzuki Across, pero llevado un paso más allá. En las Jeep Renegade y Compass 4xe el motor del eje trasero cuenta con un diferencial integrado y un engranaje reductor. Este motor puede mover el auto hasta unos 50 km y alcanzar una velocidad máxima de 130 km/h gracias a su batería de 11,4 kWh, además de funcionar también como freno regenerativo. El motor eléctrico delantero asiste al de gasolina y también cumple la función de generador para recargar la batería según el modo de manejo.

Las Jeep Renegade y Compass 4xe están pensadas para superar trochas sin esfuerzo. Aunque algunos aficionados de vieja guardia no creen en esta premisa, la evidencia está en la gestión de la potencia. Debido a que no hay eje de transmisión, el sistema Jeep Selec-Terrain puede gestionar la potencia en cada rueda con mayor libertad sin la necesidad de un diferencial central. Gústele a quien le guste, la tecnología híbrida ha mejorado a los Jeep. ¿Tendrá FCA pensado algo similar para su todoterreno por excelencia, el Wrangler?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here