GP Portugal

El circuito de Portimão fue testigo de una de las carreras de Fórmula 1 más difíciles para Mercedes-AMG en el GP de Portugal. Lewis Hamilton logró ganar la carrera pero estuvo a punto de no lograrlo gracias a una buena estrategia de Red Bull, que logró mantener a Pérez en primer lugar un largo rato. Al final llegó Max Verstappen en el segundo puesto y Valtteri Bottas acabó tercero.

Es difícil mover al rey de su trono

La carrera inició con Valtteri Bottas a la cabeza y con Lewis Hamilton detrás perseguido por Max Verstappen y Sergio Pérez. Justo empezando la segunda vuelta, Kimi Räikkönen rompió el alerón frontal, lo que lo dejó fuera de carrera y causó una bandera amarilla. Mientras arreglaban el desastre pasaron 5 vueltas con el auto de seguridad en la pista. En la vuelta 6 se relanzó la carrera y Verstappen empezó con todo, rebasando a Hamilton con una maniobra brillante.

GP Portugal
El arranque fue limpio, pero Räikkönen se tenía que tropezar con su alerón.

Sin embargo, Hamilton quería demostrar que su corona no es fácil de robar. Sin mediar palabra rebasó a Verstappen en la vuelta 11 y se concentró en superar a su compañero. Poco a poco fue recortando tiempo hasta que finalmente lo superó en la vuelta 20. A partir de ahí los papeles de los pilotos fueron los que conocíamos: Hamilton corriendo al frente y Bottas haciéndole estorbo a Verstappen. En la vuelta 36 los autos con neumáticos medios tuvieron que parar y los 3 punteros pararon casi en secuencia, pero Pérez siguió derecho con sus llantas.

GP Portugal
Verstappen no se iba a aguantar más el bloqueo de Bottas y quería ir por Hamilton.

A la salida de boxes el mexicano estaba liderando la carrera, seguido por Hamilton, Bottas y Verstappen. Sin embargo, el holandés estaba cansado de perseguir al segundo Mercedes, así que lo adelantó en esa misma vuelta. De alguna forma, Pérez logró conservar las llantas hasta la vuelta 51. Sin embargo, no pudo resistir el embate del campeón mundial y lo pasó sin mucha dificultad. Después de eso no tenía mucho sentido seguir aguantando con esas llantas y paró para cambiarlas, cayendo de nuevo al cuarto puesto.

La batalla por el premio de consolación

Con Hamilton apoltronado en la punta, Mercedes-AMG y Red Bull querían obtener el punto de la vuelta rápida en el GP de Portugal de Fórmula 1. Faltando solo 3 vueltas Bottas y Verstappen cambiaron por neumáticos blandos y los 2 obtuvieron la vuelta rápida. Bottas la hizo primero, pero Verstappen la logró cuando el finlandés ya había cruzado la línea. El problema es que Verstappen se salió de la pista y por eso le quitaron ese punto que tanto necesitaba. Por lo menos Pérez fue el piloto del día, así que no todo se perdió.

La lucha de la mitad inferior

El GP de Portugal también dejó un par de protagonistas en la mitad inferior. El más destacado fue Daniel Ricciardo, que arrancó en el puesto 16 y acabó en el noveno lugar. En un momento pudo llegar hasta el quinto puesto en la vuelta 26, pero una mala parada lo volvió a llevar a la mitad de la grilla. Sainz también destacó, pues subió un puesto en la primera vuelta y superó a Pérez en el arranque, pero no duró mucho y cayó hasta el puesto 6.

GP Portugal
Sainz quería subir, pero no pasó mucho tiempo antes de que le cerraran la puerta.

Los que no brillaron fueron Räikkönen por su accidente, Russell por empezar en puesto 11 y acabar en el 16 y Mazepin por ganarse una penalización de 5 segundos, lo que lo dejó a más de un minuto de su compañero. Sobra decir que esto generó una oleada de memes por esa decisión. Esta carrera no dejó muchas sorpresas, pero sí deja claro que Mercedes-AMG se tiene que esforzar un poco más, porque Red Bull tiene hambre de campeonato.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here