© Toyota

La nueva Toyota Hilux 2021 pasó por un restyling profundo y una actualización tecnológica que le hacía falta. La pick-up por excelencia se prepara para afrontar a un mundo post-pandemia mejor equipada y lista para seguir a la cabeza de las todo terreno. Presentada bajo la denominación Revo en Tailandia, la nueva Hilux viene en 4 versiónes: Rocco, Prerunner, Z Edition y Standard.

La multipropósito por excelencia

La Prerunner y la Rocco (presentada como Invincible en Europa) son las más equipadas del grupo. Cuentan con los nuevos faros más estilizados y mejor acabados. Están equipados con luz LED adelante y atrás, además de una parrilla rediseñada, más grande e imponente. Las luces traseras también tienen sus ligeros cambios, si bien conservan el estilo general, la forma en B hecha con tiras de luz de añaden algo de estilo a la receta. En cuanto al diseño en general el cambio no es tan notorio, este es un caso claro de que, si la fórmula funciona, no hay que cambiarla. Nos referimos a aspectos como el perfil, en el que no se nota un cambio considerable. El portón trasero, en cambio, ahora incluye una manija más grande que puede ser cromada o en plástico negro dependiendo de la versión.

Por otro lado, las versiones Z Edition y Standard son las de trabajo pesado, el rediseño está presente en la parrilla, pero las luces son muy similares (o iguales) a la generación pasada. También traen en el parachoques delantero unas tomas de aire rediseñadas. Aquí se añade la opción de las puertas invertidas en el modelo cabina y media o sencilla. Esto para darle más espacio a la caja de carga.

Toques modernos a la ingeniería clásica

En cuanto a motorizaciones, la Toyota Hilux 2021 se presentó con una mejora notable del motor 2.8 litros Diesel. Anteriormente tenía 174 HP, pero con las actualizaciones tecnológicas han logrado subirlo a 204 HP. No es que importe mucho, pero este nuevo rendimiento permite que alcance los 100 km/h en 10 segundos cerrados. Se puede pedir con transmisión automática o manual, ambas de 6 cambios. En el interior cuenta con una pantalla de 8 pulgadas compatible con Android Auto y Apple CarPlay, pero esto último no creemos que llegue a nuestro país.

Siguiendo con la filosofía de no cambiar lo que funciona bien, aún conserva el sistema de carrocería sobre bastidor de escalera y los muelles de lámina en la suspensión, una vieja receta que ha dado buenos frutos desde siempre. Ahora se complementa con un sistema que emula un diferencial electrónico con el uso de los frenos pero solo en las opciones de tracción trasera, logrando una mejora en el manejo.

Sabiendo que la Hilux es una favorita en Colombia, es seguro que llegue en algún momento, pero aún se desconoce si será importada o fabricada en Latinoamérica y tampoco si las versiones mencionadas estarán disponibles o llegarán con otro nombre. En un futuro cercano esperamos que Toyota siga impulsando a su división deportiva GR, más aún, teniendo en cuenta que la Hilux GR-S también se desarrolla en Argentina. Contamos lo días para ver la nueva cara de la popular pick-up rodando en nuestro país.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here