Land Cruiser Camaro droga

Un accidente que parece sacado de Narcos sucedió en el estado de Nueva Gales del Sur en Australia. La policía de la ciudad atendió una situación aparentemente inocente a principios de diciembre en una de las autopistas del condado. Un Toyota Land Cruiser había chocado contra un Camaro, pero lo que parecía un choque simple resultó en un decomiso de droga y armas. El muscle car no había hecho nada malo, mientras el SUV incumplía la ley en más de una forma: exceso de velocidad, tráfico de sustancias ilegales y porte ilegal de armas. Además, se encontró una cantidad importante de dinero en efectivo al interior de la camioneta. Imagínese la sorpresa del conductor del Toyota cuando se levantó en el hospital con un pliego de cargos en su contra. 

Un fin de año ante la ley 

Todo el accidente fue grabado desde un auto que iba en la misma ruta. En el video se ve al Camaro en un paseo tranquilo de sábado cuando de repente el Land Cruiser aparece por el arcén, a toda velocidad, y choca la parte trasera del Chevy. Esto ocasionó que el deportivo estadounidense se estrellara contra un camión y su carrocería estallara en una nube de confeti rojo. Las heridas para el conductor del Camaro fueron leves, mientras que el carro…bueno, esperamos que estuviera asegurado. Lo realmente sorprendente es que en el momento de chocar contra el Camaro, al Land Cruiser se le salen varias bolsas selladas al vacío que contenían droga. En total, entre las bolsas regadas y las encontradas por las policía al inspeccionar el vehículo, llevaba unos 47 kilogramos de marihuana.

También, encontraron 39.000 dólares australianos en efectivo, equivalentes a alrededor de 29.000 dólares estadounidenses. Como si ya no fuera suficiente, adicionalmente se hallaron 7 armas de fuego y cocaína al interior del Landr Cruiser según el reporte oficial. El implicado es un hombre de 37 años llamado Keith Anderson quien fue trasladado al hospital por sus heridas y fue arrestado por cargos de comercialización y transporte de sustancias ilegales y posesión ilegal de armas de fuego. Por último, y como recordatorio, los excesos de velocidad en lugares no permitidos no traen nada bueno y el narcotráfico tampoco, así que ni hablar de combinar ambas cosas…

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here