Carro compacto y motor turbo es una receta tan clásica como infalible. La palabra turbo puede convertir un simple hatchback en un monstruo de rally y hacer de un compacto asequible una experiencia divertidísima. A eso le está apostando Chevrolet con su nuevo Onix, un compacto que llega al mercado Colombiano con un renovado diseño, un interesante propulsor y muchas sorpresas. Suficiente para ponerle bastante picante al segmento de compactos premium en nuestro país.

Nuevo diseño, nuevo motor

El nuevo Onix presenta un diseño estilizado y angular, muy acorde con la línea de diseño de la marca del corbatín. Una nueva mejora es la adopción de farolas delanteras tipo proyector y luces diurnas con tecnología LED. Las versiones mejor equipadas (Sedán LTZ/Premier y hatchback Premier) también incorporarán esta tecnología en las luces traseras, al igual que rines de 15 o 16 pulgadas en aleación. La parrilla vendrá cromada o en color negro dependiendo de la versión, al igual que los espejos que podrán ser negros o del mismo color que la carrocería.

Todas las versiones disponibles en Colombia del Onix compartirán el mismo motor y equiparán una transmisión manual de 5 velocidades o una automática de 6. Las versiones básicas (Sedán LT y hatchback RS) traerán la caja manual mientras que las demás versiones, mejor equipadas, usaran la caja automática. El motor, sin embargo, es lo interesante aquí: es lo que justifica ese emblema Turbo en el baúl y lo que pone al nuevo Chevrolet Onix en una posición privilegiada respecto a sus rivales. Se trata de un motor tres cilindros Ecotec de doce válvulas y 1 litro de cilindrada equipado con inyección directa. Ah, y un turbo, obviamente.

Diversión y seguridad

El resultado son 115 caballos de potencia y 160 Newton-metro de torque, cifras que no impresionan de entrada, pero que sorprenden al ponerlas en perspectiva. El nuevo Onix produce 10 caballos más que el Mazda 2 (1,5 L) y que el Volkswagen Gol (1,6 L), 4 HP más que el Renault Sandero (1,6 L) y apenas 3 HP menos que el Nissan Versa (1,6 L). Consideremos, además, que este motor apenas tendrá que mover 1.087 kilos en las versiones hatchback y 1.120 kilos en las versiones sedan. No será un Fiesta ST, pero promete ser una combinación bastante divertida.

El conjunto mecánico, sin embargo, no será lo único divertido. En el interior del nuevo Chevrolet Onix encontraremos una larga lista de juguetes que incluye aire acondicionado, y un radio MyLink con pantalla de 7” en todas las versiones, hasta WiFi 4.5G y carga inalámbrica para smartphones en las versiones mejor equipadas. Todo esto en un vehículo que obtuvo cinco estrellas en las pruebas de Latin NCAP y que se puede adquirir por menos de cincuenta millones de pesos. Esperamos con ansias poder probar esta nueva apuesta de Chevrolet y ver si de eso tan bueno sí dan tanto.

Versiones y precios:

  • Onix Turbo Sedán LT (Manual): $ 46.990.000
  • Onix Turbo Sedán LT (Automático): $ 49.990.000
  • Onix Turbo Sedán LTZ (Automático): $ 53.990.000
  • Onix Turbo Sedán PREMIER (Automático): $ 60.990.000
  • Onix Turbo RS (Manual): $ 55.290.000
  • Onix Turbo PREMIER (Automático): $ 59.290.000

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here