En medio del caos económico mundial que se vive en estos días, Tesla logró aumentar su valor en la bolsa por encima del gigante Toyota al alcanzar más de $1.025 USD por acción. En total, su valor asciende hasta los $190.000 millones de dólares en la bolsa de valores. Un hecho histórico si comparamos la historia de la gigantesca y veterana Toyota frente a la joven e intrépida Tesla. Pero no nos dejemos engañar, el hecho de que Tesla sea ahora la empresa automotriz más valiosa no significa que sea la compañía de carros más grande en el mundo.

Las benditas filtraciones

El disparo de precio de las acciones se originó por la filtración de un correo electrónico corporativo. Dicho correo parecía autorizar el inicio de producción en masa de los camiones eléctricos SEMI, iniciando uno de los negocios más rentables para la compañía y para los futuros compradores del “Teslatruck”. Teniendo en cuenta que desde su presentación hasta hoy ha pasado más de año y medio, la emoción de los inversionistas se incrementó y, con eso, su valor en la bolsa.

Hay que tener en cuenta que la emoción por los anuncios y las filtraciones son una de las cosas que más altera el valor de las compañías. Pasó igual cuando la compañía Moderna anunció que estaba cerca de lograr una vacuna contra el COVID-19; solo ese anuncio logró subir su valor en el mercado bursátil por el potencial de ventas de vacunas que eso significa. Con Tesla pasó lo mismo al anunciar que estaban listos para la producción en masa con el SEMI, que se podrá comprar a partir de los $150.000 USD y del cual ya tienen más de 529 reservas de compra, llevándola a ser la empresa automotriz más valiosa hasta ahora.

© Tesla

El tamaño real de la compañía

Aquí la moda de los carros eléctricos tiene mucho que ver y el crecimiento es potencial; una posibilidad a futuro. Tengamos en cuenta que, mientras Toyota está casi en todas partes del mundo, Tesla no ha podido oficializar su llegada como marca a Colombia. Toyota ha lanzado modelos sumamente exitosos que se ven en cada esquina, mientras que, en el caso de Tesla, cuando ves uno rodando en las calles puedes pedir un deseo de lo raros que son todavía.

En resumidas cuentas, esto significa que hoy en día la marca americana tiene un potencial de crecimiento más grande a futuro con la autorización para llevar a producción al SEMI, además de toda la línea de carros 100% electricos que está ya en fabricación y que tiene varias listas de espera. Esto también significa que lograron superar los problemas tecnológicos para construir las baterías, lo que también da luz verde para otros proyectos cada vez más ambiciosos. Sí, más ambiciosos que el SpaceX.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here