Sin lugar a dudas Porsche es una marca con mucha historia y tradiciones, la deportividad en sus vehículos ha resaltado desde que Ferdinand Porsche decidió hacer el primer 356. Para el año 2019 la historia cambió con un vehículo denominado Taycan.

Luego de la develación del primer modelo eléctrico de la marca se debe hacer un antes y un después donde, posterior a varias décadas de estar haciendo vehículos a combustión bastante emblemáticos, comienza el camino para esos deportivos eléctricos de la marca de Stuttgart. Es acá donde el Taycan comienza a hacer historia.

Un nombre, todo un proceso

Porsche Taycan

Cada nuevo modelo de Porsche tiene historia y un árbol genealógico. Su nombre tambien tiene una razón de ser, como por ejemplo el nombre Boxster tiene una composición, por una parte gracias al motor Boxer equipado en todos los Porsches y, por otro lado, la terminación “Ster”, proveniente de la palabra “Roadster”, designada para los vehículos convertibles de dos plazas.

En el caso del Taycan no hay un precedente ni antecesor, tampoco hay un número que lo identifique; por la misma razón, los diseñadores y encargados de mercadeo lograron reunir 600 opciones para llamarlo. Luego de mucho tiempo, muchas personas, incluso, teniendo en cuenta el trabajo de los abogados por derechos de marca registrada. este número se fue reduciendo, hasta llegar a unos pocos nombres opcionados, entre esos la palabra Taycan.

¿Qué llevó a ponerle el nombre “Taycan”?

El nombre debe representar el carácter del vehículo y, de igual forma, estar ligado con Porsche. Ese carácter la marca lo quiso definir como poderoso, veloz, superior a lo ya conocido, además de ser bello. Esto a que lleva a pensar en una cosa, para este caso un animal, el caballo. Indudablemente algo que lleva en toda la historia del emblema de Porsche.

Ahora bien, ¿Por qué “Taycan”? Cumple con todos los requisitos fonéticos, legales, creativos, estratégicos y específicos del modelo. Compuesto por dos términos de origen turco, que al traducirla significa, “el alma de un joven caballo enérgico”. Es la mejor manera de describir el primer modelo eléctrico de la marca, donde dicha alma es lo que le dará el vigor, el poder y la energía de enfrentarse a los nuevos retos como ese nuevo miembro de la familia Porsche que comenzará a crecer.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here