SSC Tuatara Récord

Sí, leyó bien y no es ningún error de tipografía: quinientos treinta y dos kilómetros por hora. Eso es casi el doble de la velocidad a la que despega un Airbus A340 y 101 km/h más que el récord establecido en 2013 por el Bugatti Veyron Super Sport. Esto convierte al SSC Tuatara en el nuevo poseedor del récord mundial de velocidad para un carro de producción. Y lo hizo con llantas de calle, con gasolina de surtidor y en vía pública. Cabe aclarar que, oficialmente, el récord del Tuatara quedó en 508,73 km/h pues siempre en este tipo de eventos se promedia la velocidad máxima de dos recorridos.

Mach 0,434

Tal vez le suene el nombre del Tuatara por un video en el que humilló a un Bugatti Veyron durante un recorrido de media milla. En aquella ocasión el Tuatara alcanzó 389,4 km/h en apenas 800 metros y con dos piñones restantes en su caja de siete cambios. La pregunta en la boca de todo aficionado a la velocidad era, ¿cuánto podrían lograr los 1.750 caballos de potencia del Tuatara con suficiente asfalto por delante? Jerod Shelby y compañía tampoco querían quedarse con la duda y organizaron una prueba en Nevada con la ayuda del piloto profesional Oliver Webb. El lugar elegido fue un trecho recto de 11 kilómetros de largo que fue cerrado al público para la ocasión.

El equipo de SSC revisó que todo estuviera en orden y alimentó el Tuatara con suficiente etanol E85. Shelby le dio su bendición a Webb, un ingeniero dio la luz verde y el piloto británico aceleró a fondo. El primer recorrido arrojó un resultado de 484.53 km/h, apenas 6 km/h menos que lo logrado por un Bugatti Chiron modificado en el circuito cerrado de Ehra-Lessien. Webb afirmó que el carro podía dar todavía más con condiciones de viento más favorables. El equipo esperó que el viento amainara y fue por un segundo intento: 532,93 km/h y un promedio resultante de 508,73 km/h. Damas y caballeros, nuevo récord mundial de velocidad.

Espere, todavía hay más.

Como si fuera poco, ese no fue el único récord de velocidad establecido por el SSC Tuatara en ese mismo día. El híperauto estadounidense se llevó también la marca a mayor velocidad alcanzada en una vía pública a lo largo de una milla, de un kilometro y también en total. Y según Webb, el Tuatara era capaz de entregar TODAVÍA MÁS: “Seguía jalando duro. Le dije a Jerod que el carro podía dar más. Fueron los vientos cruzados lo que nos impidió alcanzar el limite del carro”. Así las cosas, el SSC Tuatara podría lograr un récord de velocidad todavía mayor bajo mejores condiciones de viento.

Sobra decir que la hazaña fue verificada por GPS gracias a un servicio de rastreo satelital que empleó 15 satélites para seguir al Tuatara. También llama la atención que el Tuatara usó llantas Michelin Pilot Sport Cup 2, aunque se desconoce si fueron fabricadas especialmente para este récord como en el caso del Chiron. Esto significa que, aunque usted no tenga el presupuesto para un Tuatara, perfectamente puede ir a un almacén y comprar llantas que cómodamente soportarán más de 450 km/h. ¿Tendrá algo planeado Bugatti para responder al Tuatara? No se sabe, pero recordemos que el Veyron Super Sport no existiría de no ser por primer modelo de SSC, el Ultimate Aero.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here