Volkswagen Polo GTI
- Publicidad -

El Volkswagen Polo GTI se hizo esperar hasta el último día de junio para darse a conocer. Este pequeño hot-hatch llega en la sexta generación del Polo con un enfoque más tecnológico que nunca. Algunos pensaban que seguiría la receta del Golf original, pero esa tarea quedó en manos del Up GTI. El Polo GTI llega para demostrar que, aunque es el hermano pequeño, quiere evolucionar las siglas de Gran Turismo Inyección.

Tecnológicamente deportivo

El Volkswagen Polo GTI está siguiendo de cerca los pasos de su hermano mayor; el Golf GTI. Ahora es una versión en miniatura de este con los avances tecnológicos que amerita. El motor TSI de 2 litros solo tiene una leve mejoría, pues ubica la potencia en 204 HP y 320 Nm de torque. Esta cifra le permite alcanzar los 100 km/h en tan solo 6.5 segundos. En esta categoría de hot-hatch, el Polo GTI trae el motor más grande, aunque no es el más potente. Hasta el momento, la única transmisión disponible es la automática de doble embrague con 7 marchas.

Este Volkswagen Polo se gana las siglas GTI con un tren de poder mejorado. Para empezar, cuenta con un diferencial XDS bloqueable que trabaja junto con el control de estabilidad y el control de tracción. La ventaja de este diferencial es que permite tomar las curvas de manera más controlada. También cuenta con amortiguadores electrónicamente ajustables en 2 niveles. A eso se le suma una barra estabilizadora y unas bielas de acoplamiento más rígidas. Todo esto compone el tren de rodaje Sport Select con características heredadas del Golf GTI. Además, la altura general es 15 mm más baja que el Polo normal.

¿Un GTI que se conduce solo?

Lo más destacable que trae el Volkswagen Polo GTI es su avance tecnológico. Cuenta con el IQ.Drive, un sistema de conducción semiautónoma en determinadas situaciones. Puede tomar el control de los frenos, el acelerador y la dirección hasta los 210 km/h desde parado. El sistema trabaja con el control crucero adaptativo y el asistente de mantenimiento de carril. Lo ideal es usarlo en viajes largos, aunque puede funcionar en la ciudad. Adentro también se puede encontrar bastante tecnología, pues cuenta con un tablero de instrumentos digital de 10,25 pulgadas y una pantalla central de 8 pulgadas.

La pantalla de info-entretenimiento utiliza el sistema Ready2Discover que puede ejecutar aplicaciones de manera remota. Aun así, puede contar con una pantalla más grande de 9,2 pulgadas como opción. Por fuera es claramente reconocible como el Volkswagen Polo GTI, pues el aspecto exterior es idéntico al Polo normal, pero con las típicas líneas rojas en la parrilla y los faros. Por cierto, los faros ahora utilizan la tecnología Matrix LED IQ.LIGHT. Es verdad que el Volkswagen Polo GTI está pensado como un mini Golf GTI, pero debería conservar su posición como un compacto más divertido y menos complicado.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí