Ford Everest 2023 Ranger
- Publicidad -

Primero fue la Ranger totalmente rediseñada, y luego la agresiva Raptor. Ahora es turno de que Ford suba el telón y nos deje ver a la hermana cerrada y familiar de la Ranger: la Everest 2023. A este ritmo, Ford nos va a malacostumbrar con tantos lanzamientos en rápida sucesión. Pero, ¡un momento! Contenga su emoción por un segundo. Porque Ford, por ahora, se reservará a la Everest para Australia, Asia y Europa. Norteamérica tendrá que esperar, y Latinoamérica pues, ni idea. Si quiere una de estas, tendrá que ir a las oficinas de Ford en su país y pedirles que la importen. A lo mejor le hacen caso.

A primer vistazo es evidente que la Ford Everest 2023 es una Ranger, pero con un baúl cerrado en vez de platón. No que esta situación sea una sorpresa, porque la gente del óvalo lleva dos décadas produciendo este modelo. Piénselo así: La Everest es una Ranger ruda y trabajadora para aquella persona que también desea una tercera fila de asientos. No digo que la Ranger sea incómoda ni nada por el estilo. Sino que una SUV es ideal para alguien que busca un auto más familiar.

Ford Everest 2023 Ranger 6
Sería una lástima arruinar esa pintura naranja. Pero ese es el espíritu de la Everest: Más espacio para la aventura y la familia.

Sí, es una Ranger de 7 puestos

No le diga a nadie, pero la Everest 2023 comparte motores con la Ford Ranger. Apuesto a que jamás se imaginó semejante giro de trama. El menú de Ford en motorizaciones incluye el motor 2.3 EcoBoost (vaya sorpresa), unidades diésel EcoBlue de 4 cilindros o un V6 turbodiésel de 3 litros. Esto se traduce en potencias que irían de los 178 hp a los 270 caballos para la opción EcoBoost.

A su disposición Ford ofrece dos opciones de transmisión, de acorde al modelo que elija. Una opción automática de 6 marchas; o una secuencial de 10 cambios. La Everest también tendrá acceso al sistema 4×4 “automático” de la Ranger 2023, o una caja de transferencia más tradicional. Incluso, se ofrecerá en ciertos mercados con tracción trasera.

En términos de diseño, la misma filosofía que Ford inyecta a sus modelos utilitarios está presente en la Everest. Como las luces LED en forma de C, la parrilla prominente con una barra que atraviesa esta de lado a lado y un frente cuadrado e imponente. Por el lado de versiones, Ford reveló tres niveles de equipamiento: Platinum, Sport y Titanium. Claro está que Ford no especificó qué trae cada modelo. Las mayores diferencias están en el motor, sistema de tracción, y el interior.

Amplio menú de opciones

Del interior Ford sí dio más detalles. No es mucho, pero algo es algo. El sistema SYNC 4A se encargará del entretenimiento, y la pantalla central será de 10.1 o 12”; con un tablero digital que va de las 8.1 a las 12.4”. Es fácil imaginar que esas versiones más equipadas incorporarán interiores en cuero, aire acondicionado de dos (o más) zonas y otras amenidades. Así como asientos eléctricos con calefacción en la primera y segunda fila, carga inalámbrica y cámara externa 360°.

Ford aclara que la Everest tiene acceso a gadgets como control de crucero adaptativo, asistente de seguimiento y cambio de carril, monitoreo de puntos ciegos para remolque y asistencia de frenado y maniobra de emergencia. Pero no dice cuál versión tendrá qué. Lo que sí dejó entrever Ford es la posibilidad de una variante Raptor de la Everest 2023, al igual que la Ranger. Es decir, cabe la posibilidad que la primera Raptor de 7 pasajeros esté en el horizonte, con 392 equinos listos para apoderarse de la ciudad. A menos que esté en Europa, donde la Raptor “apenas” posee 288 hp.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí