Maserati MC20 Cielo
- Publicidad -

La verdadera sorpresa no es que Maserati haya creado un MC20 convertible, ya que eso se veía venir. Lo extraño es que no lo llamaron “Spider” o “Spyder”, o incluso GranCabrio, como otros modelos del Tridente. No crea que es una crítica, para nada. Agradecemos la originalidad del nombre, y el hecho que es una palabra que cae muy bien en español. Como puede ver, Maserati le quitó el techo al MC20 y lo bautizó Cielo, para que disfrute de una experiencia al aire libre.

No lo confunda con el Daewoo Cielo, eso sí. Aquel era un Opel Kadett con un facelift, y un motor que probablemente aún se use en algún Aveo, Sail o Sonic. La intención tampoco es burlarme del Daewoo Cielo, después de todo este servidor aprendió a conducir en uno, así como en un Lanos. Pero no nos desviemos. El Maserati MC20 Cielo es justamente lo que espera, un MC20 sin techo. Así como el Ferrari 296 GTS. Sólo que este techo retráctil tiene un par de sorpresas, así como más refinamientos y una tonalidad celestial.

Techo cristalino de ciencia ficción

Sin más preámbulos, pasemos a lo más interesante del Maserati MC20 Cielo: su techo. Este no es una lona suave retráctil, ni un techo targa que debe guardar el baúl. Maserati prefirió una compuerta de vidrio eléctrica, que se esconde en 12 segundos y posee tecnología electrocrómica. En esencia, el vidrio se puede aclarar u opacar con el toque de un botón. Así que puede removerlo, o dejarlo en sitio y aclararlo para disfrutar del cielo sin despeinarse. Incluso puede oscurecerlo, si quiere más privacidad. Todo gracias al cristal líquido polimérico disperso (PDLC) que compone al vidrio/techo del MC20.

Junto con el Cielo, Maserati incluye una especie de actualización o facelift suave al MC20 cupé. Esta incluye tecnología actualizada con frenado autónomo, una cámara de monitoreo 360° y reconocimiento de señales de tráfico. De forma opcional, el MC20 Cielo posee un sistema de sonido Sonus faber optimizado para la cabina abierta y 12 bocinas para que disfrute las tonadas de Luciano Pavarotti.

Con el lanzamiento del MC20 Cielo, Maserati también incluye un nuevo color, Acquamarina, exclusivo para el debut del modelo, y disponible por catálogo. Además de eso, una versión de lanzamiento PrimaSerie incluye este tono, junto a un interior en Alcántara blanca hielo y acentos dorados en el exterior e interior. Solo 60 unidades de esta variante estarán disponibles.

Poder del Tridente… a cielo abierto

Como es de esperar en una versión roadster, el peso del MC20 aumentó para reflejar la rigidez que el auto necesita. Sin embargo, Maserati asegura que el auto ahora pesa 65 kg más, y que dicho aumento no afecta demasiado el desempeño. El MC20 Cielo tiene un 0-100 km/h en 3 segundos, una décima más que la variante cupé, y una velocidad tope de 320 km/h.

Bajo el capó Maserati no cambió absolutamente nada. ¿Y para qué hacerlo? El V6 twin turbo “Nettuno” , toda una joya de la ingeniería italiana, tiene la fuerza suficiente para llevar al MC20 al territorio dominado por los híper autos. Aún así, es bueno saber que tiene 621 hp y 730 Nm a su disposición, con una caja secuencial de ocho marchas con doble embrague. Este no es el fin, ya que Maserati ha dicho que una variante híbrida enchufable, así como una 100% eléctrica Folgore del MC20 están en camino. Imagine más de 1000 hp, a cielo abierto.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí