Chevrolet SEMA
- Publicidad -

El SEMA es ese espacio donde los sueños se construyen con piezas aftermarket y prototipos impensables. Casi todas las marcas y los nombres relevantes hacen presencia, pero este año Chevrolet no estará en el SEMA, al igual que Honda y Ford. La marca del corbatín no aparece en la planeación del SEMA y tampoco apartó un pabellón en el evento, como usualmente lo hace. General Motors no se presentará con sus habituales conceptos, pero un concesionario en Texas de Chevrolet sí hará presencia con modelos normales.

Antes de que entren en pánico, esto no significa que Chevy esté abandonando el mercado del alto desempeño o las modificaciones. Un portavoz de Chevrolet dijo que “El SEMA Show siempre nos ha inspirado y los accesorios y las piezas de rendimiento siguen siendo una parte importante de nuestro negocio”. No por nada le están metiendo tanto esfuerzo en hacer más versiones del Corvette y en desarrollar motores gigantescos. Sin embargo, la electrificación tiene afectaciones hasta en el SEMA.

Chevrolet Beast Concept SEMA 6
Después del Camaro Jhon Force edition, Chevrolet deleitó en SEMA 2021 con su propia edición de un buggy de carreras que parece sacado del videojuego Halo.

Un gusto insostenible

Si bien Chevrolet no ha dicho explícitamente por qué no asistirá al SEMA, es fácil deducir la razón. Tener un espacio en el centro de convenciones de Las Vegas no es nada barato; por el contrario, cada año se hace más costoso. No sabemos si ha estado viviendo bajo una piedra, pero General Motors ha estado invirtiendo grandes cantidades de dinero en electrificar sus marcas. Por ejemplo, desarrollar la plataforma Ultium no ha salido nada económico y por eso la están usando para los nuevos modelos de Chevrolet, GMC y Cadillac.

Con ese gasto, ya no queda mucho presupuesto para hacer otro Camaro de 1000 HP, un restomod eléctrico o prototipos espectaculares. Además, la compañía está cambiando su perspectiva en lo que a modificaciones para autos se refiere. Está claro que tienen que cambiar la forma de pensar si quieren seguir potenciando autos, ya que que todos serán eléctricos en algún momento. Si empresas como Brabus o Alpina no están en la capacidad de modificar un vehículo eléctrico, seguro que los mismos fabricantes sí lo podrán hacer. 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí