Porsche 718 911 híbrido
- Publicidad -

Porsche arrancó este viernes con varias noticias. Una de ellas era un secreto a voces, y la otra una completa sorpresa. Y no, no tiene que ver con Porsche siendo el motorista de Red Bull en Fórmula 1. En una entrevista con el director ejecutivo de Porsche, Oliver Blume, se confirmó que el próximo 911 híbrido no será enchufable (PHEV), y que el 718 se transformará en un auto eléctrico para 2025. Esa última nadie se la esperaba, ya que Porsche apenas aceptó a regañadientes la electrificación, primero con el Taycan y en el futuro con la Cayenne y Macan.

Híbrido deportivo… sin cables

En particular, el 911 es el modelo que Porsche no quería electrificar, optando por un modelo híbrido, algo que también era de esperarse para el Cayman y Boxster 718. Pero más sobre ellos dos en un momento. Además de negar la posibilidad de un 911 eléctrico, Porsche también descarta la idea de que su precioso deportivo sea un híbrido enchufable. En esencia, Porsche no quiere nada de cables conectados al 911, a menos que sea para conectarse al ECU o usar un scanner OBD.

Porsche 911 híbrido espía
Los rumores son ciertos: El 911 híbrido está en camino, pero no será enchufable.

Oliver Blume confirmó que los rumores del 911 híbrido, que ya hemos visto en un par de ocasiones, son en efecto reales. Pero Blume rápidamente aclaró que el 911 no será enchufable, reservando esa capacidad para la Cayenne y Panamera híbridos. En contraste, el 911 será un “híbrido deportivo” inspirado en el 919 Hybrid que conquistó Le Mans. La hibridación no será exclusiva de un solo 911, porque Blume aseguró que la marca prepara “sorpresas” para más adelante. ¿Tal vez un guiño a un 911 turbo híbrido o un GT3 híbrido?

El Boxster y Cayman se pasan a la electricidad

La otra buena nueva que dio el CEO de Porsche fue sobre el futuro de su modelo más pequeño. Además de darle forma al 911 híbrido, el próximo Porsche 718 será eléctrico. “Para la segunda mitad de la década, ofreceremos al 718 exclusivamente como un auto eléctrico” confirmó Blume. Eso quiere decir que el Boxster y Cayman, ambos parte de la familia 718, tienen los días contados como autos a gasolina. De ser así, el GT4 RS sería la expresión final y más extrema del modelo pequeño de Porsche con motor a combustión interna.

El Mission R no es sólo un concepto y ya. Así podría verse el nuevo 718 Boxster y Cayman cuando sean 100% eléctricos.

Si Porsche cumple con su palabra, y usted sabe que los alemanes son muy puntuales, para el 2025 estarían listos el 718 Cayman y Boxster eléctricos. Si quiere imaginárselos con antelación, basta ver al Porsche Mission R Concept. Un auto pequeño, con motor central y eléctrico, justo como la línea 718. No se deje engañar por el término Concept, ya que el Mission E también era un prototipo que termino siendo el Taycan. No es descabellado pensar que el Mission R es la antesala de cómo se verán los 718 eléctricos de aquí a tres años.

Lo que sí es seguro, es que el futuro 718 eléctrico compartirá componentes con el 911, y será fabricado en Stuttgart. Irónico, considerando que Porsche se niega rotundamente a electrificar su preciado 911, optando por combustibles sintéticos, como lo aclaró Blume.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí