Hyundai Veloster

Lo mejor del SEMA Show es que hay algo para todos los gustos. ¿Quiere fierros gringos de 1000HP? Le tenemos dos, un Jeep y un Challenger. ¿Quiere deportivos japoneses engallados? Le tenemos nueve. Y para los amantes de los compactos coreanos, hoy les traemos otra sorpresa desde Las Vegas: dos Hyundai Velosters modificados. Uno para las pistas y otro para los terrenos difíciles; con ustedes el Veloster Grappler y el Veloster N Performance

Uno para todos los terrenos

En esta esquina tenemos al Veloster Grappler, una visión todoterreno del hatchback coreano que parece un monster truck a escala. Lo primero que llama la atención es el incremento en la altura del vehículo para hacerle espacio a unas enormes llantas todoterreno. Estas, a su vez, están montadas sobre rines Method Racing para darle una apariencia más robusta que se complementa a la perfección con los refuerzos en los parachoques y el capó Seibon en fibra de carbono. Gracias a estas mejoras, el Grappler no solo tiene mejor adherencia sobre terrenos difíciles sino el ángulo de ataque suficiente para enfrentarse a cualquier obstáculo.

@Hyundai

Pero lo interesante del Grappler no se agota ahí. Está equipado con un juego de luces de alta capacidad cortesía de Baja Designs para máxima visibilidad en todas las condiciones, una jaula antivuelco que protege a los ocupantes y permitió la instalación de una canasta Thule. Sobre esta canasta Hyundai montó una llanta de repuesto y un panel solar de Goal Zero, el cual alimenta una estación eléctrica portátil de la misma marca. Adentro encontramos un botiquín de primeros auxilios, asientos de cubo Recaro y hasta un carpa: perfecto para aventuras extremas. No hay mayores modificaciones al rendimiento fuera de un sistema de escape Borla, pero para eso está este otro Veloster…

Uno con todos los juguetes

Pasemos ahora al N Performance, una versión todavía más extrema del Veloster que se ha hecho a un nombre gracias a sus capacidades deportivas. La única modificación a su motor turbocargado de 275 caballos de potencia es un sistema de escape Capristo, pero el rendimiento en pista no se trata solo del motor. Es por esto que Hyundai desarrollo en conjunto con Daewon un juego nuevo de barras estabilizadoras más rígidas y un sistema completo coilover ajustable con el apoyo de H&R. Los frenos también recibieron especial atención en forma de mordazas forjadas Alcon de seis pistones adelante y cuatro atrás y discos enormes en las cuatro ruedas.

@Hyundai

Pero todas estas mejoras no tendrían mucho sentido sin caucho que las transfiera al pavimento. Nada de que preocuparse: el Veloster N Performance está montado sobre rines OZ de carreras forrados en llantas ultrablandas Pirelli P-Zero Corsa. Un bodykit completo de la marca KWA es el toque final, dándole al N Performance una apariencia inconfundible y bastante deportiva. Entre ambos modelos, Hyundai demuestra una vez más que como fabricante no solo piensa de forma seria, sino que también tiene un lado divertido. ¿Y qué mejor espacio para mostrar esto que el SEMA Show?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here